INFORMACIÓN DEL PROYECTO OVIEDO
Esta casa está situada en la mejor zona de Oviedo con vistas al parque de San Francisco. Estos clientes, una pareja de profesionales, querían una casa de espíritu clásico y muy representativa, donde el lujo y los muebles de estilo eran sus protagonistas. También se introdujeron en la decoración, algunas pinturas modernas para darle un toque contemporáneo. Para este proyecto se creó una caja clásica con elementos nobles y tradicionales. Las paredes de la zona de recibo fueron recubiertas de estuco blanco y en el suelo se hizo un despiece de tres tipos de mármol, Blanco Thasssos, Travertino y Sierra Elvira. Estos elementos junto con una moldura de techo sencilla pero de gran tamaño, dieron a la zona de entrada una gran rotundidad y sofisticación.

El salón fue recubierto en los paramentos verticales con una laca satinada y patinada, con empanelados de tela enmarcados en junquillos de pan de oro.

En el suelo se usó una tarima de roble encerado colocado a la española. En el comedor se usaron los mismos revestimientos en las paredes pero se colocó un despiece de mármol Sierra Elvira gris verdoso con tacos de mármol Blanco Thassos. En estos dos espacios al igual que en el hall se usó una gran moldura clásica.

Esta gran caja clásica se amuebló con todo tipo de antigüedades como muebles Luis XVI de época, butacas Fernandinas, muebles suecos del siglo XIX, y una consola en forma de águila en el comedor y una gran consola italiana del siglo XVIII en el hall.

Todo este conglomerado de elementos, derivó en un conjunto final de gran impacto visual y gran refinamiento cumpliendo con creces las expectativas del cliente.

Fotografías por: Monste Garriga